>Blog >Plan de Digitalización. Estrategias de cambio para los próximos años
plan

Plan de Digitalización. Estrategias de cambio para los próximos años

En las últimas décadas los distintos gobiernos de España han ido incorporando programas para la digitalización siguiendo las recomendaciones europeas. La mayoría de estas medidas se han articulado en torno a cuatro ejes de acción:
1. Inversión en redes digitales.
2. Digitalización de la economía.
3. Establecimiento de la Administración electrónica.
4. Formación del ciudadano en competencias digitales.

Debido a ello, en la actualidad España se encuentra en una situación aceptable en cuanto a infraestructuras TIC, pero deficitaria en digitalización de las empresas y en competencias digitales de los trabajadores. No obstante el país tiene un potencial formidable para el avance de las nuevas tecnologías mediante las políticas públicas.

Se ha elaborado un Plan Digital 2025 en el que se establecen las medidas para los próximos años, lo cual aporta una idea de la inminente transformación. El objetivo final es impulsar el crecimiento económico aumentando la productividad de las empresas mediante la tecnología digital.

Se establece el Fondo de Reconstrucción y Resilencia que prioriza las inversiones relacionadas con la transformación digital para conseguir una recuperación económica lo antes posible. La medidas del plan se basan en los siguientes ejes estratégicos:

 Garantizar la conectividad digital para toda la población.
 Liderar el establecimiento de la tecnología 5G.
 Aumentar las competencias digitales de los ciudadanos.
 Garantizar la ciberseguridad.
 Impulsar la Administración electrónica.
 Impulsar la digitalización de las empresas, especialmente las más pequeñas.
 Establecer la digitalización de los procesos productivos.
 Fomentar España como territorio de inversión europea en el ámbito audiovisual.

En primer lugar hay que garantizar la CONECTIVIDAD. Ha de crearse las infraestructuras necesarias para una adecuada transmisión de datos por parte de las empresas, la Administración y los ciudadanos. La pandemia ha puesto de manifiesto la necesidad de esta conectividad en todos los aspectos de la sociedad (teletrabajo, ocio, comercio, enseñanza, servicios financieros, servicios de la Administración, etc.).

Las redes alcanzan ya una cobertura del 94% para velocidad de acceso de 30 Mbps y 85% para velocidad de acceso de 100 Mbps, pero todavía no llegan con la calidad necesaria a zonas remotas del territorio y a pequeñas poblaciones. Por ello se necesita mejorar para conseguir una conectividad global con criterios de libre concurrencia, no discriminación y transparencia para alcanzar los siguientes objetivos:

• Vertebración económica y territorial del país, para que no existan diferencias en la cobertura entre el campo y la ciudad, las pequeñas y las grandes empresas, y entre las diferentes clases sociales.
• Eliminar las brechas digitales existentes en la sociedad, principalmente para el acceso a internet.
• Posicionar a España como el polo de infraestructuras digitales de interconexión transfronterizas de referencia del sur de Europa.

Las medidas del Plan de Conectividad Digital que se contemplan son:

 Garantizar la conectividad para mantener la actividad social y económica a distancia.
 Conectividad para vertebrar territorialmente el país.
 Aumento de la cobertura de las redes de acceso de banda ancha en las áreas rurales, los polígonos industriales, áreas de alta demanda de capacidad.
 Fomento de la educación a distancia mediante bonos escolares para los colectivos más vulnerables y otros programas para eliminar las brechas digitales sociales.

La transformación digital no serviría de nada si no va acompañada de la capacidad de las personas para utilizar las nuevas tecnologías eficientemente, con confianza y seguridad. Por ello las competencias digitales de las personas deben ser óptimas para llevar a cabo esta transformación. Estas competencias deben dirigirse a tres grupos:
a) La ciudadanía.
b) Los trabajadores en activo y los desempleados.
c) Los profesionales tecnológicos de todos los sectores económicos.

Los indudables beneficios de la digitalización incorporan al mismo tiempo ciertos riesgos relacionados con la seguridad digital, entendiéndose ésta como el daño causado por los incidentes cibernéticos y también por la desconfianza en el uso de la tecnología digital por parte de las empresas y los ciudadanos. Para ello hay que proteger las amenazas y generar confianza para que se produzca el desarrollo del país.

RECUERDA PULSAR "F5"
Cuando vuelvas a la página de programa tras ver una ponencia.. Refresca el navegador para actualizar el contenido. PULSA F5